|

Coitus interruptus

También conocido como coito interrumpido, marcha atrás o retirada, es un método “anticonceptivo” en el cual una pareja tiene relaciones sexuales, pero el pene es retirado prematuramente y el semen es eyaculado fuera de la vagina.


Se dice que el uso de éste método está documentado desde hace al menos 2000 años.
Sin embargo, es un método poco fiable porque el líquido preseminal, que es secretado por las glándulas de Cowper para lubricar la uretra tras la erección, puede contener espermatozoides que pueden provocar un embarazo.
Las autoridades sanitarias advierte de la baja eficacia de esta práctica como método anticonceptivo, igual hay que tener en cuenta que no protege frente a infecciones de transmisión sexual.
Tal vez hace 300 años, era el mejor método que existía, pero hoy en día es una irresponsabilidad utilizarlo, si no se quiere quedar en embarazo o tener una Infección de Transmisión Sexual. No olvidemos que es necesario cuidar nuestro cuerpo y si tienes relaciones con muchas personas el condón es una muy buena opción.
Si tienes pareja estable, el coitus interruptus no deberías si quiera considerarlo, si quieres cuidarte de un embarazo no deseado, existen muchos anticonceptivos que puedes utilizar que son más efectivos y menos molestos, porque nada más maluco que estar en plena efervecencia y tener que sacarlo para poder eyacular.
Este es el mejor ejemplo que tengo del tema:

[su_heading size=»17″ align=»left»]Libro: El Duque y yo
Autora: Julia Quinn
ISBN: 978-8492516117[/su_heading]

Simón empezó a moverse dentro de ella, con un ritmo deliberadamente lento. Con cada empujón, ella soltaba un gemido y él se volvía loco.
Y entonces los gemidos se convirtieron en gritos y los resoplos en respiraciones entrecortadas, y Simón supo que estaba cerca del éxtasis. Se movió más deprisa, rechinando los dientes mientras luchaba por mantener el control sobre su cuerpo mientras ella caía en una espiral de pasión.
Daphne pronunció su nombre, luego lo gritó y, al final, toda ella se tensó debajo de él. Se agarró a sus hombros y levantó las caderas de la cama con una fuerza que Simón casi no podía creer. Al final, con un último y poderoso empujón, ella alcanzó el orgasmo y se dejó llevar por el poder de su propia liberación. 
En contra de su buen juicio, Simón la penetró una última vez, hundiéndose en ella hasta el fondo y saboreando la dulzura de su cuerpo.

Después, dándole un beso terriblemente apasionado, se apartó y se derramó en las sábanas, junto a ella.
¿Conocías este método anticonceptivo Coitus interruptus, alguna vez lo has experimentado?

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

5 comentarios

  1. ¡Hola!
    La verdad es que si.. es de esos métodos que son muy poco fiables y es lo que actualmente, sobretodo la juventud hace, pensando que no pasara nada y luego sorpresa!!
    Se necesita más información sobre sexualidad en los centros educativos y que los padres pierdan el miedo a hablarles de esto a sus hijos.
    Un beso 😀

    1. Guapa, creo que sobre todo perder el miedo de hablar con nuestros hijos sobre sexualidad es una tarea pendiente que debemos superar, porque gracias a esa desindormación los chicos hacen y tienen que vivir experiencias que es muy pronto para ellos vivir 🙁 Un abrazo guapa 🙂