Categorías
Blog de Hablando de Sexo Curiosidades

Soltera, sin hijos y con más de 30

Soltera, sin hijos y con más de 30, tal vez no crees que existan mujeres así porque te has criado en un mundo donde las niñas tienen bebés desde los 15 años o porque en tu círculo de amigas o familia ya todas se han casado y tienen hijos, pero aún no llegan a los 30.

Mi hermano, que todas las novias que se conseguía tenían hijos, me decía hace un tiempo que en Colombia era difícil encontrar una mujer de 22 sin hijos… Una triste realidad, si es verdad ¿No te parece?
Sin embargo, la verdad es que aunque sea una «minoría» y aunque para muchos es mal visto llegar a los 30, ser soltera y no tener hijos, puedo decirte que conozco a muchas mujeres hermosas y maravillosas en esa situación. (Yo estoy en este grupo) 😉
Soy del pensar que por el hecho de que vivamos ciertas realidades, no podemos encasillar a todo el mundo en un mismo molde.

Soltera a los 30 y triste

Es cierto que hay una cara de la moneda donde las mujeres que llegan a los 30 y están solteras y sin hijos son amargadas o están tristes porque la vida no les ha sonreído como quisieran.
Eso se debe a que en nuestro país, tenemos la creencia de que si llegas a los 30 y no tienes un hombre al lado y uno o dos hijos, has fallado como mujer.
Estas perdiendo el tiempo y todo lo que hagas, por más bien que lo hagas, no suplirá tu falencia en esa parte de la vida.
No sé a que se deba, no sé si es que es cosa del ADN, de la crianza, de la escuela, de la familia, de los amigos, del barrio o de la ciudad o más aún del país o del continente, pero lo cierto es que muchas mujeres piensan que su razón de ser en la vida es tener hijos y ojalá antes de los 30.
Porque después de de los 30 ya no serás madre, sino abuela.
Ahhhh ¿Nunca has escuchado esa expresión? pues genial, quiere decir que no eres de Colombia o que no has sufrido la presión de hacer una contribución con sangre y carne en este planeta 🙂
Hace unos 10 años, cuando mi mejor amiga quedó embarazada, tenía 23 o 24 años, y el médico que la atendía le dijo:

«Mujer, pero te estaba cogiendo la tarde para tener hijos»

¿24 años? ¿Cómo así que le estaba cogiendo la tarde?
Por Diosss era muy joven aún, con toda una vida por delante y al médico le pareció bien decirle que estaba vieja y que debería ponerse a tener muchachitos porque el tren la estaba dejando.
Ella quedó algo tocada por el tema, porque el tipo la hizo sentir: irresponsable y vieja.
¿Cómo permitimos que nos hagan esto? ¿En qué mundo vivimos donde 24 años te hace muy vieja para tener un hijo?
Pues bien yo estoy feliz de haber viajado y sobre todo de haber descubierto que hay lugares donde las mujeres, lamentablemente, tienen hijos desde los 14 años. Pero también hay otros sitios donde las mujeres pueden elegir: con quien se casa, con quien tiene hijos y cuándo los quiere tener.
Creo que estamos en nuestro derecho y deber con nosotras mismas de elegir y sobre todo de saber cuándo queremos afrontar la maternidad, la soltería, el matrimonio, la universidad o lo que sea que vayamos a hacer con nuestras vidas.
Entiendo porque las mujeres a los 30 pueden estar tristes, por qué se sienten desdichadas y piensan que le han fallado a sus familias, al mundo y a ellas mismas.
Si vivimos en una sociedad que nos juzga porque no hemos hecho nuestra contribución pasado cierto tiempo ¿Cómo vamos a ser felices? ¿Cómo no vamos a estar preocupadas y desdichadas sin llegamos a los 30 y estamos solteras y no tenemos hijos?
Creo que es necesario tener unas bases muy sólidas en la familia, que nos ayude a asimilar que no es algo malo estar soltera a los 30 y no tener hijos.
Sería genial tener unos padres comprensivos, que nos guíen por un camino diferente, pero en caso de que no sea de esta manera, sería bueno tener un circulo de amigos que entiendan, acepten y valoren que tu piensas diferente, que tu quieres otras cosas.
[su_heading size=»17″]Porque si no tienes hijos no le estás fallando al mundo, no le estás fallando a tu género, ni a tu sociedad, ni a ti misma.[/su_heading]
Puede que tu si quieras tener hijos antes de los 30, puede que no. Puede que quieras tener marido a esa edad, puede que no.
Sea lo que sea, la decisión es tuya y debes estar en la capacidad de saber asumirla y sobre todo enfrentarla, porque tu vida es tuya, eres tú quien decide cómo quieres vivirla, qué quieres hacer y por dónde quieres empezar a disfrutarla.
No vale nada vivir la vida de los demás, la vida que otros quieren para ti, cuando lo que realmente te apasiona y te motiva es otra cosa.

Ser soltera, feliz y sin hijos

Las mujeres que son solteras a los 30, tienen mucho por lo cual estar felices, sentirse bien en su propia piel y sobre todo mucho para disfrutar.
Yo no estoy soltera, es verdad, llevo muchos años sin estarlo, pero para mí, la mejor época de mi vida la estoy viviendo después de los 30, y no digo con esto que los 20 hayan sido una mala época, para nada, de hecho fueron geniales, pero los 30 me parecen aún mejores y te diré porqué:
1) Sabes lo que quieres. Porque ya te ha pasado de todo, en cuanto a relaciones, trabajo, experiencias. Así que después de los 30 muchas mujeres saben lo que quieren en cuanto al sexo, las relaciones, los trabajos, la vida.
Es verdad que algunas aún tienen dudas en muchas cosas, pero en general saben qué no quieren y eso es un gran paso para saber y pedir lo que realmente desean.
2) Independencia. Después de los treinta tenemos más independencia económica, sentimental y profesional. Algunas ya hemos terminado carreras, tenemos nuestros propios trabajos (bien pagos) y somos completamente independientes.
No necesitamos el dinero de nuestros padres o mejor aún, de un hombre para que nos mantenga y eso hace que la independencia sea disfrutada con mayor felicidad e intensidad.
3) Te gusta el riesgo. A pesar de lo duro que haya sido tu vida, después de los 30 no te da tanto miedo asumir riesgos. No te da temor el qué dirán y puedes afrontar mejor nuevos caminos y riesgos en tu vida.
Algo que definitivamente a los 20 te queda muy complicado porque tienes muchos miedos, tienes dudas sobre si podrás, no logras identificar si realmente es lo que quieres, no sabrás cómo seguir adelante si las cosas van mal. A los treinta esos miedos se van evaporando poco a poco…
4) Seguridad en ti misma. Cuando llegas a los 30, o tal vez pasados unos años más, te sientes más segura, más confiada y eso hace que seas mucho más feliz, que estés a gusto contigo misma, en soledad, en compañía.
Esa seguridad te brindará independencia, saber lo que quieres y afrontar los riesgos con la cara en alto y con la confianza de que lo que haces es porque es lo mejor para ti y tu entorno.
5) Eres más responsable. Después de los treinta eres mucho más responsable de lo que dices y de lo que haces. Eso te lo da la experiencia.
El haber vivido muchas cosas, el recordar, reconocer, saber y comprender que todos somos diferentes, pero que de alguna manera nos necesitamos.
Se requiere comprensión, respeto y sobre todo mucha tolerancia para aceptar a los demás tal como son y sobre todo aceptar que somos más maduras y mucho más responsables ahora.
Así que como conclusión, lo mejor es aprender a conocerte a ti misma, saber qué quieres, cómo lo quieres e ir a por ello.
Trabajar para conseguirlo debería ser tu meta, porque si te pones en plan de complacer a todo el mundo, a la final terminarás amargada, infeliz y sin saber exactamente quién eres y qué quieres de la vida.
Para finalizar te dejo una canción preciosa que nos habla de la aceptación, de lo importante de quitarnos la máscara y ser nosotras mismas, un tema que tocamos bastante en la Comunidad Fluyendo, un espacio que te invito a conocer.

¿Eres feliz? ¿Tienes más de treinta y aún no tienes hijos? ¿Qué quieres hacer con tu vida? ¿Crees que si llegas a los treinta y no tienes hijos estás haciendo algo mal?

Cuenta, comparte, aquí estamos entre amigas…

Por Diana Garcés

Me encanta escribir sobre mis experiencias y las dudas que tengo con respecto a mi sexualidad y las relaciones. Por ello he creado este espacio para hablar y compartir contigo lo que vivo y aprendo.

24 respuestas a «Soltera, sin hijos y con más de 30»

Creo que cuando somos capaces de distanciarnos de ese ruido de la sociedad y escuchamos a nuestro instinto nos dice lo que queremos y lo que tenemos que hacer (esté bien visto por la sociedad o no) y a veces, también nos dice que para esa «pregunta» que queremos saber ya aún no se ha creado la «respuesta» y que llegará cuando tenga que llegar.
Tendemos a fijarnos en todas esas cosas y personas que no nos gustan y a sentirnos amenazados por ellas (sinceramente a mi me pasa) como por ejemplo en todas esas mujeres que se sienten mal por no tener hijos a los treinta y tantos o no estar casadas, por esas «niñas» que tienen hijos a mi parecer demasiado jóvenes, por esos «médicos» o personas que juzgan las decisiones de los demás como si ellos portaran la verdad suprema… y fijarse en esa gente o escuchar esos comentarios baja la autoestima y quita poder a raudales… pero resulta que hay otro tipo de personas que son «inspiraciones», no se han dejado comer el coco y además son muchos más de los que parecen, como por ejemplo los padres de una amigas mias de 29 y 30 años a quienes su madre las tuvo con 39 y 40 (ahora es habitual pero hace 30 años no lo era tanto) y antes trabajó, se compró su propio apartamento, viajó por todo el mundo, conoció a su marido, disfrutaron de ellos dos y luego crearon una familia, y de «abuelos» no tienen nada. O mi médico de toda la vida y su esposa, grandes personas y grandes profesionales a quienes la gente tiene mucho que agradecer, no tienen hijos y han aportado y siguen aportado mucho al mundo. O a una amiga que ha tenido hijos joven porque realmente era lo que quería.
Siempre va a haber una sociedad que juzgue a quien se sale del redil o no sigue las reglas paso a paso como está estipulado. Pero hace ya bastante tiempo que las mujeres reclamamos nuestro espacio y queremos ser algo más que madres y esposas, porque antes que mujeres somos personas. Pocas cosas fustigan más a la larga que el no haberte sentido dueño de tu vida, que al fin y al cabo para eso estamos en este mundo, y esa insatisfacción se la trasladarás a tus hijos todos los días así que mejor será tenerlos cuando sea tu momento (tengas los años que tengas y si es que es tu decisión) que el momento de la sociedad. Esa sociedad que sin duda nos dicta que decisiones debemos tomar en forma de presión social pero que las consecuencias vamos a pagarlas nosotros solos y con intereses.
Yo en España y con 30 recién cumplidos no he visto esa presión social al menos a esta edad, pero no me cabe duda que la gente que juzga e intenta convencer a los demás de algo (sea tener hijos antes de los 30, que es mejor hipotecarse que alquilar,….etc) en realidad intentan convencerse a ellos mismos y están haciendo campaña de «mal de muchos consuelo de tontos» y por eso son tan pesados porque la gente feliz con su vida no trata de convercer a los demás.
Enhorabuena por el blog!

Isis muchas gracias por ese maravilloso comentario, estoy de acuerdo, en España esa presión no se vive tanto y es una de las cosas que más me gusta del país, porque el cambio que generó en mí el vivir allí desearía que mucha gente lo viviera, porque la verdad que ha sido una experiencia liberadora. Aunque bueno, yo ya tenía muchas cosas en mi cabeza y en mi corazón, lo que pasa es que nadie de mi círculo social y familiar (salvo mis padres) me respaldaba y me veían como loca o irresponsable. Fue bueno descubrir que no era así que estaba bien encaminada y que realmente y como has dicho, hemos luchado mucho por nuestra libertad como para que ahora nos dejemos hostigar por gente amargada o que piensa diferente a nosotros y se creen con la verdad absoluta 😉
Un abrazo mujer 🙂

No creo que ser madre o no serlo, sea una cuestión de edad ni tampoco que los 30 marque un antes y un después.
Lo que cuentas en esta entrada, me ha sucedido, yo llegué a los 38 sin hijos, sin casarme y muy feliz si te soy sincera, es más, cuando decidí muy conscientemente qué iba a hacer con mi vida, también pensé en no casarme pero sí tener un hijo, no tanto para perpetuar mi apellido, sino porque una vida sola hasta el final no sé si hubiera sido una buena idea.
Desde muy jovencita tenía claro que no quería comprometerme con nada ni con nadie, a pesar de los años que tengo, sigo amando mi libertad, mi espacio y mi manera de ver la vida.
El casarme y formar una familia a miles y miles de kilómetros de mi casa, fue una decisión muy pensada, muy meditada porque soy de compromisos para toda la vida y no quería tener hijos, si mi marido no iba a construir, hasta el final esa vida conmigo…, no creo que tener hijos sea una cuestión de edad aunque sí es verdad, que físicamente, las mujeres tenemos un tope, pero vamos que con 20 años o menos, ni se me hubiera pasado por la mente.

María graicas por tu comentario y por compartirnos tu experiencia, el tema de la edad es porque en países de Latinoamérica esto sigue siendo «un tema tabú» y las mujeres tan «mayores» sin hijos siguen siendo casi «presionadas» para serlo 🙁 Un abrazo y sigue disfrutando de esa relación y esa vida bien marcada que bien te lo mereces 🙂

Pues no sé, tampoco es una realidad de toda Latinoamérica, yo he vivido en Chile y allí depende mucho del estrato sociocultural; mientras más bajo, más temprano son madres y es a lo único que aspiran en la vida porque les da «estatus». En sectores cultos y más adinerados es como España, cada vez las mujeres postergan más la maternidad y la mayoría tiene hijos sobre los 30 años, no es poco frecuente ver madres primerizas de 40, y cada vez más mujeres deciden no tener niños.
Yo tengo 27, estoy casada desde hace 3 años, no tengo hijos pero sí me gustaría tenerlos a los 30 y no más allá por el alto riesgo tanto para la madre, y sobre todo para el niño (malformaciones, Down, etc) cuando tienes el primer niño después de los 35. Ojo, que esto es un hecho -soy médico- y quien quiera ser madre después de esa edad debería tenerlo claro desde antes para decidir asumir esos riesgos con responsabilidad.
Por mi parte, veo descabellada la realidad que cuentas de Colombia, me parece brutal el comentario de ese médico a tu amiga de 24 años, desde luego parece bastante poco desarrollado.

Hola guapa, la verdad es que eso fue hace mucho tiempo, tengo fe de que las cosas hayan cambiado con los años en mi país. Es cierto que vamos avanzando y espero que así sea. Lo de tener cuidado con el hecho de tener hijos a cierta edad es importante como dices hacerlo con responsabilidad y sobre todo mucha consciencia de que no será nada sencillo 🙂

¡Hola! Para mi no hay edad para ser madre y tener hijos (en cierto modo), porque tampoco está bien tenerlos muy jóvenes.. pero a los 30 años no es tarde en absoluto, aunque muchos médicos dicen que a partir de los 30 años es más difícil quedare embarazada.. pero no sé la verdad.. Yo tengo 28 años y estoy en la búsqueda de embarazo, llevo muchos años queriendo ser madre, desde bien joven, pero nunca tuve la oportunidad y ahora estoy deseando lograrlo. Conozco también mujeres que no quieren tener hijos o no sienten ese insisto, y está bien, porque cada mujer es un mundo, y somos nosotras las que tenemos que decidir sobre nuestra vida sin importar lo que opinen los demás o lo que esté impuesto en la sociedad.

Tal cual María, tener un hijo es una cosa seria y a veces no es el momento cuando quieres o sencillamente no puedes y a la final toca seguir esperando, intentándolo y no perder la fe de seguir persiguiendo tus sueños 🙂

Es un tema que plantea una realidad muy actual, donde la mujer tambien tiene las puertas abiertas a la educacion y buenos empleos y son mas independientes y autosuficientes entonces el casarse o empezar una familia es no una prioridad. Por otro lado la tecnologia en el area de infertilidad les da la seguridad que hay mas posibilidades de tener hijos en edades mas avanzadas tambien. Pero la vida hay que vivirla y que te quiten lo bailado!

Creo que es decisión de cada quien el tener hijos o no yo por mi parte nunca me he visto como madre, creo que los tiempos ya han cambiado mucho, y que ya uno decide que hacer o no antes ya a los 25 tenías que tener hijos y estar casada pero ahora no

Que buena reflexión, realmente me ha gustado muchísimo!!! No te dejes llevar por el tema de la edad, te los digo yo que tengo 43 años, la vida la empiezas a disfrutas después de los 30, por que ya tienes la madurez e independencia suficiente para realizarte como mujer. Los hijos puedes venir después y el marido también, No hay situación más deliciosa que disfrutarse a uno mismo, mientras, a disfrutar la vida!!

Madre mia en que epoca viven estos aun!!! Entonces yo ya estoy perdida jajajaj tengo 23 y no tengo ni novio ni pienso en tenerlo no entra en mis planes o al menos ahora…. allí me mirarían muy mal y unas de mis mejores amigas tiene 31 y no tiene ni novio ni hijos…
me parece machista el que crear que aun la mujer a venido al mundo solo para eso. Que estamos en el siglo 21!!

Lara, en algunos lugares no caen en cuenta que hemos avanzado en el calendario, pero lo bueno es que es algo que irá mejorando con el tiempo y que, seré optimista al pensarlo, pero creo que seguirá cambiando 🙂

Me ha encantado, tienes mucha razón yo no veo mal que una mujer llegue a los 30 sin hijos, yo tengo 18 y me siento muy bien de no querer un bebé a esta edad, ni quiero tenerlo tan pronto quizás para cuando sea independiente como tú dices, es la forma de pensar de cada quien, si te pones a hablar con las mujeres que tuvieron hijos a tan corta edad quisiera haber cambiado y esperado el tiempo como otras no, pero ya es como de cada quien, me gusta la idea de llegar a los 30 y ser feliz, no entiendo porque no serlo la gente ya esta acostumbrada a ver las mujeres menores de 25 ya con hijos, que les cuesta aceptar el hecho de que una mujer llegué a los 30 sin ellos, saludos.

Mucho es el trabajo que tenemos que seguir haciendo Esthefanny para cambiar conceptos y creencias que tenemos arraigadas por nuestra educación. Tendremos que hacer un gran trabajo de conocernos a nosotras mismas, defender nuestros gustos y creencias, pero sobre todo lo que deseamos y queremos en nuestra vida. Algo que lamentablemente no es sencillo 🙂

Yo siempre tuve claro que quería ser madre en la década de los 20 es decir a partir de 25 y antes de los 30 hice ese calculo en base a los años que me iba a tomar la crianza de mis hijos y para cuando llegue a los 45 estar mas liberada de mis obligaciones como madre, ahora tengo 39 y no me imagino criando a un bebé a esta edad, las malas noches, el estrés de la crianza que es fuerte y te va a mover el piso tengas la edad que tengas 20 o 40 un hijo cambia el ritmo de la vida para siempre, a veces veo a las generaciones actuales que postergan la maternidad por querer tener todo bajo control creyendo que así será todo mas fácil, pero aunque tengas un doctorado bajo el brazo, sentirás el cambio. Sobre la presión de la sociedad, hay que aprender a vivir con eso porque me he dado cuenta que a las personas ni frío ni caliente, lo mejor es no vivir en función de los demás.

Rebeca, esa es una excelente meta: vivir en función de ti misma, no de los demás. Y como bien dices tener un hijo cambia la vida de las personas, lo importante es asumir a qué edad quieres vivir ese cambio y disfrutar de ello cuando llegue, sea a los 20, 30 o 40. Siempre que sea tu decisión 🙂

Hola Diana!!! Yo creo que en España yo no hay tanta presión respecto a la edad y los hijos, por lo menos en mi entorno veo que las mujeres son madres a las 40 porque son de clase media alta y con buenas carreras, que deciden tener hijos cuando se encuentran preparadas, incluso conozco unas cuantas de esa edad sin hijos, que no quieren se madres y que se sienten felices y realizadas, bss

Siii aquí las cosas son muy diferentes a como son en Colombia y eso es genial y maravilloso, porque nos muestra otra forma de vivir la vida y de asumir la responsabilidad que genera el ser madres. Me gusta conocer y vivir puntos de vista diferentes 🙂

Yo creo que al final es decisión de cada una, yo cuando estaba soltera, disfrutaba de mi vida y nunca hice caso a tantos comentarios, al final si decidí ser madre, fue porque me nació, me apasionaba la idea de un peque, yo decidí y nadie influyó, y creo que cada una puede vivir dejando de lado tantos comentarios que no aportan. El tener un hijo o no es decisión de cada mujer, de cada pareja.

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Diana Garcés como responsable de Hablando de Sexo. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.