Categorías
Blog de Hablando de Sexo HDS con

Cómo tener mejores orgasmos

Tener mejores orgasmos, un tema peliagudo porque ¿cómo medimos qué es y qué no es un buen orgasmo?

Además, ¿quién no quiere saber cómo conseguir uno de esos orgasmos que te dejen las piernas temblando y te transporten a otra dimensión?
Pensando en ello, mi invitada de este mes:

Núria Gallego del blog La escritora de tu vida, nos va a contar cómo podemos hacer para tener mejores orgasmos.

Lo mejor de todo es que nos llevará por un camino maravilloso a través del reconocimiento de nuestro cuerpo, nuestra mente y nos invitará a explorar otras opciones y alternativas que nos permitirán gozar de mejores orgasmos.

¿Lista para leerla y aprender sobre cómo tener mejores orgasmos?
Hay dos tipos de orgasmos: los que implican todo el cuerpo y los que se quedan en una simple sacudida de pelvis.

Los primeros son los mejores. Gracias a ellos, notas el placer desde los pies hasta la cabeza. Tus pensamientos se detienen, te relajan por completo y te cargan de energía.

Los segundos, aunque están bien, no tienen nada que ver. Con ellos, sólo notas el gusto en tus genitales o, como mucho, en la pelvis.

Cuando acaban, quedas exhausto y, con bastante probabilidad, no te sientes satisfecho por completo.

¿Sabrías decir cómo son los tuyos?

Si crees que se quedan en los genitales, no te preocupes. En este artículo, te explicaré las claves y te daré ejercicios para mejorar tu capacidad orgásmica.

Pero, antes, déjame que te cuente un poco de mí.

La historia de mis orgasmos

Desde siempre, he sido una persona bastante sexual. Por este motivo, he tenido diversos acompañantes, tanto hombres como mujeres.

Sin embargo, la variedad y cantidad no me proporcionaban grandes orgasmos. Siempre me quedaba con la sensación de que mis compañeros habían disfrutado más que yo.

Sentía que había una tara en mí.

Cuando conocí a mi actual pareja, empezamos con nuestros juegos sexuales, como cualquier dúo enamorado.

Así, llegó un día en que, en pleno acto, empecé a llorar. Sentía mucho placer, más del que nunca antes había vivido, sola o acompañada, pero no podía llegar al clímax.

Si nunca te ha pasado algo similar, es posible que no entiendas cómo es esa sensación. Intentaré explicártelo.

Lo primero que noté fue que las piernas me temblaban. No sabía de dónde venía ese movimiento, pero lo cierto es que no podía controlarlo ni pararlo. Para empezar, esto fue bastante extraño.

Lo segundo que noté fue mucho gusto. Era como si estuviera bañándome en medio del océano, en una gran tormenta, con grandes oleadas de placer que me atravesaban.

Tras un buen rato metida en ese ritmo, aparecieron las lágrimas.

Por un lado, sentía una gran emoción que no sabía describir (todavía a día de hoy no conozco una palabra que defina lo que sentí).

Y, por otro lado, no podía terminar; no conseguía alcanzar el punto álgido ni la relajación posterior.

Lo dejamos ahí. La experiencia estuvo muy bien pues, como te he dicho, nunca había sentido tanto deleite. Pero terminé exhausta.

Con el paso del tiempo entendí por qué me había sucedido esto.

Lo que pasaba es que mi cuerpo no estaba preparado para asumir grandes dosis de placer. De hecho, en general, no podía albergar demasiadas emociones.

Obtuve esta respuesta gracias a la terapia de movimiento

La terapia de movimiento es un conjunto de técnicas que te ponen en contacto con tus sensaciones corporales.

Gracias a ellas, puedes experimentar tus emociones en plenitud para expresarlas; de forma que no se queden dentro, causándote dolor y malestar.

Cuando empecé a practicar la terapia de movimiento, buscando una solución a la ansiedad que sentía, reconocí que no estaba acostumbrada a vivir mis sentimientos.

Desde siempre, había callado mi rabia y tristeza por miedo a lo que pudiera suceder si las mostraba.

El problema es que, cuando no te permites sentir tus emociones desagradables, tampoco puedes experimentar la alegría o el placer.
Por eso, mis orgasmos no eran la bomba.

El enfoque del placer según la terapia de movimiento

El placer y su mayor exponente, el orgasmo, son una de las mejores sensaciones que podemos experimentar en la vida.

De hecho, esta emoción está íntimamente conectada con la vitalidad. Cuanta más satisfacción seas capaz de albergar dentro de ti, más lleno de energía te sentirás.

Esto ocurre porque el disfrute te acerca a los momentos de felicidad. Esos en los que te sientes alegre por todo lo que tienes en el momento presente y no anhelas nada más.

Sin embargo, como te he contado, no todo el mundo puede vivir el placer en su mayor intensidad. Si piensas que tus clímax no sacuden todo tu ser, quizá eres una de esas personas.

El problema principal reside en la rigidez. El gozo es expansivo y para que esa abertura ocurra, es necesario mantenerse relajado.

¿Te ha pasado alguna vez que no podías concentrarte en tus relaciones sexuales porque estabas pensando en tus preocupaciones?

En ese caso, la tensión mental te impedía mantenerte presente para disfrutar del momento.

Para la terapia de movimiento, el cuerpo y la mente son lo mismo porque no pueden estar separados. Por eso, los cambios que se produzcan a nivel corporal, incidirán a nivel mental o viceversa.

Un ejemplo claro de esto son las posturas de poder. Poses concretas que te permiten ganar confianza y seguridad en ti mismo.

En mi caso, cuando me siento decaída, me pongo en la postura yóguica de El guerrero, ya que refuerza esas cualidades en mí.

Las tensiones que te impiden tener un orgasmo completo

Como te decía, para poder experimentar un clímax que te recorra desde los pies hasta la cabeza, es fundamental mantenerte relajado.
Relajado a nivel mental, emocional y corporal.

Como cuerpo y mente son lo mismo, haciendo algunos ejercicios físicos de la terapia de movimiento, puedes alcanzar ese estado de tranquilidad que te capacitará para albergar más disfrute. Y, de paso, tener mejores orgasmos.

Más adelante, te explicaré 3 ejercicios concretos para que puedas deleitarte con el disfrute.

No obstante, antes quiero explicarte cuáles son las tensiones corporales que te alejan del estado placentero. Son dos:

  • La respiración inhibida
  • La rigidez en la pelvis
Posturas cuerpo en tension

Te las detallo por separado.

Por un lado, la inhalación y exhalación es la mayor conexión con la vida de la que dispones. Puedes estar varias horas y días sin comer ni beber, pero unos pocos minutos sin respirar te llevarán a una muerte segura.

La respiración, además, te permite sentir en profundidad. Por eso, cuando recibes un golpe emocional, por unos instantes, contienes el aliento.

De hecho, un vientre plano indica una represión de los sentimientos, sobre todo de la tristeza y el placer.

En especial, si eres mujer, alégrate de tu barriguita. En nuestro caso, una leve curvatura en el abdomen indica un útero relajado.

Por lo tanto, el primer consejo que te doy para mejorar tus orgasmos es que, cuando estés en el acto, toma consciencia de tu respiración. Sentirás más placer.

A los hombres, además, os ayudará a retrasar la eyaculación sin perder la excitación.

Cuando mi pareja está a punto de alcanzar el clímax, antes de llegar al punto de no retorno, se concentra en sus inhalaciones para no descargar antes de lo deseado.

Por otro lado, el segundo foco de tensión que te impide tener buenos orgasmos está en la pelvis.

Para entenderla, he decidido hacerme una fotografía con las tres opciones. Y, para que se vea lo más claro posible, me he vestido con un bañador, que es la prenda más ajustada que tengo.

En la primera posición, tengo la cadera echada hacia adelante, las rodillas bloqueadas hacia atrás y el vientre encogido.

En la segunda, la tensión se transporta a la parte superior de la espalda y la lumbar, que queda demasiado ondulada. Por este motivo, el vientre sale demasiado hacia afuera.

Tanto en la primera como la segunda posición, hay una predisposición a sentir dolor en la espalda, sobre todo en la parte baja.

La tercera posición es la adecuada. En ella, el peso del cuerpo recae sobre la parte delantera de los pies, de forma que las piernas actúan como si fueran un amortiguador.

Además, tanto las lumbares como las caderas quedan en un punto entremedio, en una posición en que la pelvis se siente libre.

Fíjate también cómo, a pesar de ser delgada, no puedo evitar que mi vientre salga hacia adelante, señal de que está relajado.

Teniendo estas tres posiciones claras, te propongo un ejercicio.

Colócate de lado frente a un espejo o, si puedes, pídele a alguien que te haga una fotografía de lado. Ponte en tu postura normal, sin posar.

De esta forma, reconoce cómo están tus rodillas, tu pelvis, tus lumbares y la parte superior de tu espalda. Así, sabrás si tu postura es saludable o si hay tensión en alguna parte.

3 ejercicios para sentir más placer

Una vez claras las rigideces que nos impiden alcanzar altas dosis de disfrute, pasemos a los ejercicios que puedes practicar en casa para adentrarte en él.

  • Enraizamiento

Tanto si quieres mejorar tus orgasmos como si deseas mantenerte equilibrado emocionalmente, te recomiendo que hagas esta actividad cada día durante 5 minutos.

En todos los casos, sea cuál sea el malestar, lo recomiendo. Porque es básico, su capacidad para conectarte contigo mismo y tu realidad es potentísima.

Además, para que las oleadas de placer puedan invadirte, es importante que tu cuerpo tenga una buena base sobre la que sostenerse.

Ese sostén se consigue cuando te acostumbras a percibir las sensaciones en tus piernas y pies que, metafóricamente hablando, son las raíces sobre las que te aposentas.

En ese sentido, las personas somos como los árboles. Necesitamos una buena base para que, cuando venga una tormenta o emociones fuertes, no nos rompamos.

En este artículo, puedes ver un vídeo para saber cómo practicar el enraizamiento.

  • Movilizar la pelvis

Como te he comentado, para tener buenos orgasmos es imprescindible tener una pelvis libre de tensiones.

Para dejar que el gozo suba y no se quede en los genitales, es importante que haya un balanceo libre y espontáneo en las caderas.

Si hay tensión en ellas, la energía sexual encontrará una barrera que no podrá traspasar.

Para tomar consciencia de esa rigidez y poder relajarla, además de verla en una fotografía, necesitas sentirla mediante el movimiento.

Para conseguirlo, puedes ver este vídeo y practicar el ejercicio que te explico en él.

  • Vibración bioenergética

Antes te he mencionado que un cuerpo tenso no tiene vitalidad y, por lo tanto, no está capacitado para sentir placer.

Por este motivo, es importante liberar el cuerpo de tensiones. Para ello, te recomiendo hacer la vibración.

Piensa en las sacudidas que sientes cuando tienes un orgasmo. Para que ese clímax se convierta en uno de cuerpo completo, necesitas que esos movimientos involuntarios traspasen tus caderas y lleguen lo más arriba posible.

Para ello, es importante que te acostumbres a liberar tensiones mediante tu energía vital.

Puedes considerar la energía vital desde su parte mística o, si lo prefieres, desde la parte material, como el oxígeno que necesitan tus células para mantenerse vivas.

La vibración bioenergética movilizará tu energía vital y te permitirá acostumbrarte a sus sensaciones.

No se trata de mejorar tus orgasmos, sino tu vida

A medida que vayas practicando estos ejercicios, tu capacidad para experimentar mejores orgasmos, será mayor.

Alcanzar altas cotas de placer con el sexo está genial.

No obstante, es mucho más genial disfrutar de la vida. Y, para poder gozarla en todos sus ámbitos, es necesario poder acoger el placer como emoción.

Porque, para mí, la felicidad está en poder regocijarse comiendo un plato delicioso, bailando, observando la naturaleza, acariciando un perro o un gato y en tantos otros momentos de disfrute.

Sin embargo, cuando estás instalado en la queja y en el sufrimiento o cuando niegas tus emociones, lo único que consigues es convertir tu vida en un valle de lágrimas.

Y eso no mola nada, ¿no?

Por lo tanto, mi recomendación es que practiques los ejercicios que te he recomendado.

No sólo para mejorar tus orgasmos, sino para conocerte a ti misma, de forma que puedas ir en busca de aquello que te hace feliz.

En mi caso, desde que conocí la terapia de movimiento, mi vida dio un giro radical.

Reconocí que, en realidad, me costaba abrazar el placer y me castigaba por ello.

Pero, a medida que fui conociéndome a mí misma, conseguí disfrutar, tanto de la vida como de los orgasmos completos.

Si crees que no te vendría mal una dosis de autoconocimiento, puedo acompañarte. Si quieres, te regalaré el curso Primeros pasos para escuchar tu cuerpo.

Ahora te toca a ti. ¿Cuánto placer dejas entrar en tu vida? ¿Cómo son tus orgasmos? Sigamos la conversación en los comentarios.

Chicas espero les haya gustado este post y lo hayan disfrutado de mi invitada tanto como yo. Ojalá se animen a poner en práctica algo de lo que han leído o visto, la verdad merece mucho la pena.

Conocí a Núria en un evento en Madrid en marzo y estuve en un taller que ella realizó hace unas semanas y es impresionante lo que puedes aprender de ti misma cuando empiezas a escuchar tu cuerpo. Súper recomendado.

62 respuestas a «Cómo tener mejores orgasmos»

Pues a poner en practica lo leído y a mover el esqueleto en forma.
Interesante la información tan bien explicada.
Aunque para tener una relajación completa también depende de la pareja con la que se este y la confianza que exista.

¡Hola, Amparo!
Gracias por tu comentario.
Sí, comparto la opinión contigo, es muy importante tener una pareja con la que puedas relajarte para poder disfrutar.
De todas formas, tampoco hay que responsabilizar al 100% al otro de nuestro disfrute.
Como en muchos aspectos, en el equilibrio está lo mejor.
Un abrazo!

¡Buenísimo artículo! Enhorabuena a ambas.
Definitivamente yo quiero dejar entrar todo el placer del mundo en mi vida… Otra cosa es que ocurra con la frecuencia que a mi me gustaría jajaja Pero no puedo estar más de acuerdo con todo lo mencionado a ese respecto.
Los ejercicios propuestos me parecen super interesantes, y sobre todo el primero y el segundo, voy a estudiarlos y practicarlos con más detenimiento.
Muchísimas gracias por todo lo compartido y un abrazo para las dos!

¡Hola, Ana!
Gracias por tu comentario.
Dejar entrar el placer en tu vida es una de las mejores decisiones que puedes tomar, así que ánimo con los ejercicios.
Ya nos contarás cómo te van.
Un abrazo!

Madre mía! Qué post más interesante, chicas!
No había oído hablar de los diferentes tipos de orgasmos y mucho menos de todo lo que podemos hacer para favorecer su disfrute. Vamos, que este artículo me viene de perlas!!
Núria, qué bueno que te dieras permiso y pudieras acceder a otro tipo de placer junto a tu actual pareja. Creo que existen pocas formas de conectar más con una persona, así que es fantástico que hayas podido alcanzar ese nivel de placer con tu pareja. Felicidades!!
Un fuerte abrazo, guapas!! Gracias de nuevo!!
Ali

¡Hola, Ali!
¡Qué ilusión verte por aquí! Gracias por tu comentario.
Quizá no los conocías por el nombre, pero es posible que sí que los has vivido en algún momento. En cualquier caso, si practicas los ejercicios, podrás ver si hay diferencias en tus orgasmos o no 😉
Coincido contigo en el hecho de que el sexo es una de las mejores formas para conectar con la pareja.
Un abrazo!

Hola! Me ha encantado el post porque si es verdad que a veces nos hemos sentido así o nos sentimos así, cuando el cuerpo está en tensión es imposible disfrutar, es importante no tener tensión para poder disfrutar de nuestra sexualidad, he aprendido mucho con la teoria del movimiento, me parece muy importante, ahora hay que practicarlo ^_^
Un saludo!

¡Hola!
Gracias por tu comentario. Me alegra que te haya parecido interesante la terapia de movimiento. Pero, como dices, hay que pasar de la teoría a la practica para ver los resultados. ¡Espero que disfrutes mucho!
Un abrazo!

Me ha parecido muy interesante este post chicas y todo lo que nos cuenta Núria Gallego. Estoy totalmente de acuerdo con ella en que muchas veces reprimimos nuestras emociones y no las expresamos de una forma sana, tanto la tristeza como la alegría y a demás no nos permitimos sentirlas de verdad y si no sientes de verdad luego tampoco puedes disfrutar al máximo ni tener orgasmos de calidad.
Me han gustado mucho los ejercicios que nos sugiere Nuria y me parece que son muy interesantes para reconectar con nuestro cuerpo y lo que este nos quiere decir.

Gracias Odina por pasarte por aquí, nos encanta que te guste el post y desde luego como dice Núria debemos aprender a escuchar nuestro cuerpo y ser más fiel a nuestras necesidades, eso sería lo ideal. Un abrazo preciosa 🙂

Sinceramente voy a tener que poner en practica todo lo leído en tu post ya que las cosas siempre se pueden mejorar, por lo que próximamente ya te contaré si es asi

wow, que buen artículo, lo leeré más en detenimiento y haré los ejercicios. Hay tantas cosas por aprender en este aspecto, que importante conocer nuestro cuerpo, disfrutar de él y evitarnos tensiones. Gracias por compartir, lo guardo en favoritos!

¡Hola, Laura!
Gracias por tu comentario.
Me alegra mucho que te haya gustado el artículo. Si los practicas, verás como estos ejercicios te ayudarán para aliviar tensiones 🙂
Un abrazo!

Me ha parecido un post súper interesante, ya no sólo por los orgasmos en sí (que también), sino por lo bién que viene todo esto para llegar a un equilibrio emocional con una misma y encontrarte mejor en la vida en general, gracias por los consejos y la información!

¡Hola, Lidia!
Tienes razón, como dices, mejorar los orgasmos está muy bien; pero es mucho más importante equilibrarnos emocionalmente. Cuando eso sucede, el placer aparece de forma natural.
Gracias por tu comentario.
Un abrazo!

Como siempre nos dejas entradas muy interesantes y que nos pueden hacer la vida más agradable! no conocia la teoria del movimiento pero los ejercicios que propones son sencillos y faciles de realizar o sea que no hay excusa para no ponerse con ello!

¡Hola, Resi!
Gracias por tu comentario.
Me alegra que te haya interesado la terapia de movimiento. Sí, los ejercicios son sencillos. Además, si los haces sin expectativas, te permitirán adentrarte en ti misma y descubrir nuevos aspectos.
Un abrazo!

Creo que yo no termino de relajarme en situaciones intimas, debido a mi nervisiosmo, tímidez, por eso en ocasiones todavía siento dolor, aunque poco a poco he logrado relajarme y hacer el acto más placentero, influye que ñultimamente, aunque no tenga pareja, lo hago con la misma persona y creas o no el tiempo, hace que te vayas relajando. tendré que practicar los consejos,s eguro me va mejor. Siempre se aprende algo.

Guapa, te lo recomiendo. Son ejercicios sencillos que te ayudan también a conocerte un poco más, aceptar tus preferencias y gustos y sobre todo a relajarte para que puedas realmente disfrutar de un encuentro sexual como debe ser o al menos uno placentero y feliz 🙂

¡Hola, Sandrusky!
Si es habitual en ti no relajarte, te recomiendo buscar los motivos que puede haber tras esa tensión. Te puede ir muy bien escribir durante 4 ó 5 días seguidos acerca de cómo te sientes mientras practicas relaciones sexuales. Cuando haya pasado ese periodo, relee todo lo que hayas escrito y saca tus propias conclusiones.
Si lo deseas, puedes ponerte frente a la hoja en blanco tras hacer alguno de estos ejercicios corporales.
Un abrazo!

Qué buenos ejercicios para mejorar el autoconocimiento y liberar tensiones. La movilización de la pelvis la hago a veces para liberar tensiones en los lumbares. Muy curiosa la vibración bioenergética. Tendré que probarla. Gracias por compartir estos trucos, Nuria.

¡Hola!
Gracias por tu aporte.
Sí, la movilización de la pelvis va muy bien para liberar la tensión en las cervicales y para el dolor menstrual también.
Si pruebas la vibración, ya nos contarás.
Un abrazo!

Hola!
Conocía el tema de los dos tipos de orgasmos, pero no tenía ni idea de a qué se debía, pero tiene muchas lógica. El estrés, los problemas y la falta de concetración tienen mucho que ver, tanto como prejuicios infundados o bloqueos emocionales. Lo que desconocía es que se puede trabajar desde una forma física como la postura del cuerpo y la relajación. Y ahora que te leo, tiene mucha lógica, estar tenso provoca malas posturas y problemas musculares. Menos mal que para casi todo hay solución, y con ejercicio y relajación se puede mejorar la vida sexual. Me guardo este post en favoritos, y empezaré a poner en práctica estos consejos para tener una mejor vida sexual.
Muchísimas gracias por tus artículos, son magníficos siempre.
Un beso grande!!

Nolee muchas gracias a ti por dejar tu huella en este artículo. Saber, reconocer y hacer algo para mejorar creo que es el mejor paso para conocernos más, disfrutar y tener una vida sexual mucho más feliz y satisfactoria 🙂

¡Hola, Nolee!
Gracias por tu comentario.
El cuerpo y la mente están relacionados y se comunican constantemente, ya que no pueden separarse el uno de la otra. Por eso, cualquier cambio que hagas en uno de los dos niveles, influirá en el otro.
Para mí, hacerlo a través del cuerpo es mucho más sencillo que con la mente (aunque hay gustos de todos los colores). Si te animas a practicar los ejercicios, ya nos contarás qué tal te han ido.
Un abrazo!

Muy bueno el post Núria!
Muchas veces ese tipo de problemas (como no tener orgasmos tan placenteros como podríamos) vienen del propio desconocimiento que tenemos de nuestro cuerpo. Además, si somos personas de reprimir emociones, también nos costará dar rienda suelta cuando el placer nos quiera recorrer el cuerpo.
Gracias por la información que compartes y un saludo a Diana, puesto que la acabo de descubrir y llevo por aquí poco tiempo.
Sin embargo, me ha encantado el blog desde el momento uno y con invitadas como Núria creo que voy a permanecer por aquí mucho tiempo.
Abrazos a las dos

Muy buen artículo es de los pocos que he visto que están llenos de razón y fundamento, que además, es bastante digerible para quienes son principiantes y quieren intentarlo
Un aplauso para la creadora de este artículo y los creadores de esta técnica, viva por Reich y Lowen!

Hola. Nada más leer el título de la entrada ya has captado mi atención. No puedo creer lo que describe es ese maravilloso órganos que te hizo llorar y ser tan placentero. Debió de ser algo raro y extraordinario. Estoy de acuerdo que se debe de estar totalmente relajada en todo los sentidos. Los consejos que nos indicas son interesante. Me platearé llevarlo acabo a pesar de mi vida sexual es plena, pero quien sabe, tal vez mejore. Gracias. Besos.

Wow!! Qué cantidad de informacuon y qué forma tan amena de explicar mucho!! Me sentí muy identificada con lo de sentir a pleno las emociones para poder llegar a lo máximo del climax. Por mi parte encontré respuesta en tu post, cuando no estoy feliz en mi vida, tampoco lo puedo estar en la cama. En fin, excelente lectura!! Lo aplicare!
Un abrazo!

Me ha parecido super interesante y para tener muy en cuenta. Esta claro que la mente y el cuerpo están conectados y si hay bloqueo a nivel emocional esto lleva a bloqueos físicos, ya sea a nivel sexual o problemas de salud etc. Al leer el post había aspectos que me sonaban familiares como el tema de la postura y por el.ejemplo, el enraizamiento, pues hace unos años hacia terapia y hacíamos » los 5 ritmos» . No sé si está relacionado o no .

Carmen no conozco lo que mencionas, pero en algunas terapias se ven técnicas de enraizamiento, que es simplemente (según como lo he visto yo) tener los pies en la tierra y ser muy conscientes de que estamos aquí y ahora) 😀

Hola chicas!!! Un post muy interesante, me ha gustado mucho conocer la terapia del movimiento, tengo que investigar un poco más este tema porque me gustaría saber si se puede aplicar a otros aspectos de la vida no sólo el sexual porque estar conectados en cuerpo alma y espíritu es fundamental para vivir una vida plena, bss

Hola, muy buenos consejos y creo que lo has hecho de forma exhaustiva para no dejar ir ninguna duda o ningún cabo suelto que me parece óptimo. Muchas gracias por compartir tu experiencia. Saludos.

Hola! La primera vez que leí acerca de la terapia del movimiento me llamó muchísimo la atención pero te puedo asegurar que después de leerte voy a ponerme a practicar a la de ya, no puedo quejarme de mi vida sexual pero todo que sea mejorarla y experimentar más placer es (super) bien recibido. Muaksss

Desde luego tu invitada de hoy no deja a nadie indiferente. Nunca se me hubieran ocurrido esos ejercicios, no se ven complicados y con el video muy bien explicado todo. No descarto hacerle caso, gracias a Nuria por compartir los tips, bss!

wow que experiencia.
Fijate que en mi caso, todo llego muy natural con mi esposo, y con el paso de los años , que ya nos conocemos cada rinconcito, todo ha sido mejor. Tanto para el por supuesto para mi, el saber lo que me gusta, lo que necesito y cuando lo necesito jejeje

Al final todo se reduce a que es necesario disfrutar con tu pareja siendo tu misma y quitándote los miedos, me ha encantado descubrir mas detalles en este articulo, es de las pautas que son necesarias porque amplían la visión. Me encanta!!

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Diana Garcés como responsable de Hablando de Sexo. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.