Categorías
Blog de Hablando de Sexo Curiosidades

El preservativo femenino ¿Realmente es una opción viable?

Seguro has oído hablar del preservativo femenino, quizás no tanto como de los masculinos, pero quiero decirte que existen, que no son un cuento chino y que seguro en tu ciudad hay un lugar donde los venden.

Lo que hoy me gustaría que evaluáramos es si es una opción viable o no, en el mundo en el que vivimos.

Y no quiero que esto se convierta en una lucha de poderes, una guerra de sexos donde los hombres esto y las mujeres aquello, o una discusión donde el patriarcado y/o el feminismo nos han llevado… a donde sea que crees que estemos.

Quiero que hablemos de verdad del preservativo femenino como una opción de planificación que puedes utilizar si eres mujer y quieres tener el control de tu sexualidad.

Se dice que es tan eficaz como el condón de los hombres, sin embargo solamente lo utilizan el 1% de las mujeres que tienen una vida sexual activa.


Esto se debe, según algunos estudios, al desconocimiento de su existencia. Por eso quiero que hablemos un poco más de ello y lo veamos como una opción viable.

¿Qué es el preservativo femenino?

El preservativo femenino, también conocido como condón femenino, es una funda holgada, hecha de poliuretano y látex sintético, que se coloca dentro de la vagina antes de un encuentro sexual. 

Esta es una opción maravillosa para variar el uso del preservativo masculino y si tienes problemas con el uso de métodos hormonales.

El preservativo femenino protege y ayuda a prevenir embarazos no deseados e Infecciones de Transmisión Sexual. Es cómodo, seguro y tiene una efectividad del 95%.

Eso sí, si se utiliza correctamente todo el tiempo, y no tiene rotos o malformaciones por donde se pueda filtrar los espermatozoides.

¿Dónde se consiguen los preservativos femeninos?

Los preservativos femeninos los puedes encontrar en farmacias, droguerías y en algunos dispensadores de tiendas (no en muchos).

También se pueden ver en tiendas naturistas y sobre todo en SexShop o tiendas virtuales como Mascondon, que te ofrecen la posibilidad de comprar, a muy bajo costo, entre uno y 30 preservativos.

Ventajas del uso del preservativo femenino

  • No tiene efectos secundarios como ocurre con otros métodos anticonceptivos para las mujeres como son la Pila, las pastillas, el DIU hormonal, etc.
  • Brinda, a las mujeres que lo utilizan, un mayor control sobre su salud sexual y fertilidad.
  • Si tienes alergia al látex, el condón femenino puede ser una buena alternativa porque está hecho de poliuretano y látex sintético.
  • Su efectividad oscila entre el 79 y el 95 %.
  • No se requiere una prescripción médica para utilizarlo y lo puedes encontrar en cualquier droguería y farmacia.

Si hablamos de comodidades físicas, estás son algunas ventajas:

  • Si el hombre se queja porque el condón le aprieta, el preservativo femenino no tiene ese problema, ya que no produce ninguna presión en el pene.
  • No hay que interrumpir el acto sexual para ponerlo, ya que se puede colocar hasta ocho horas antes de un encuentro íntimo.
  • No necesita ser retirado inmediatamente después de la eyaculación
  • Se ajusta de manera natural en los genitales femeninos, no causa presión, ni molestía alguna para la mujer.
  • Algunas mujeres manifiestan que hay un incremento en su placer, ya que el anillo exterior del preservativo muchas veces hace fricción con el clítoris.

Desventajas del uso del preservativo femenino

  • Hay poca información sobre el preservativo femenino, como decía antes muy pocas mujeres lo conocen o lo han llegado a utilizar.
  • La visión del condón femenino no es llamativa y puede causar confusión la primera vez que lo usas.
  • Suelen ser mucho costosos 
  • Pocas veces se ven en los dispensadores que encuentras en los baños de discotecas, farmacias y centros de salud. Incluso algunas farmacias no los venden por su baja demanda.
  • Dicho todo esto, puedo entender que el mayor problema para su uso es que es más costoso, que no sabes cómo utilizarlo porque te parece demasiado aparatoso y poco práctico y quizás porque al final, es más fácil que sean ellos los que se encarguen de este asunto.

Te diré una cosa, si realmente quieres tener el control de tu vida sexual y de tu salud, deberías no verlo como un gasto sino como una inversión. 

Tu sexualidad es tu responsabilidad y debes empezar a tomar el control de ella, y dejar de ponerlo en manos de tu pareja.

Sabes cuántas veces he escuchado cosas como:

  • “A mí pareja no le gusta usar condón, porque le aprieta, no lo siente igual o le molesta”… Con el preservativo femenino te quitas esta excusa, porque a ellos les deja de apretar y molestar el condón, este preservativo da mucha más libertad.
  • “No me hace sexo oral porque no le gusta el sabor, le parece molesto todos esos fluídos, pero como hay condón yo si se lo hago a él.” Este preservativo le ayudará a eliminar esa razón de su repertorio, porque puede hacerte sexo oral con el preservativo femenino.
  • “No quiero tener hijos, pero mi pareja no quiere que utilice un método anticonceptivo” Aquí más que el preservativo femenino lo que tienes que hacer es hablar claramente con tu pareja, porque es tu cuerpo y ni él, ni nadie debe decirte lo que puedes o no usar para prevenir algo que no quieres en tu vida.
  • “No tengo orgasmos porque cuando estoy con mi pareja estoy más preocupada de no embarazarme que de sentir placer”. Todo por no hablar de la importancia de usar un método anticonceptivo que funcione para ambos, y que te haga sentir segura a ti.

Para resumir, si no empiezas por cuidar tu salud sexual y darte el lugar que te mereces en la relación que estás construyendo, no vengas luego con cuentos como: me embarazó cuando yo no quería, me contagió X o Y infección. Tu salud sexual es tu responsabilidad, no la dejes en manos de otras personas.

Y para responder la pregunta que deje en el título de este post: ¿Realmente es una opción viable el preservativo femenino? la respuesta es sí, lo es. El asunto es empezar a verlo como tal, tenerlo en el bolso y exigirlo en nuestros encuentros íntimos.

Cuéntame tus experiencias con el preservativo femenino, me encantaría leerte.

Por Diana Garcés

Me encanta escribir sobre mis experiencias y las dudas que tengo con respecto a mi sexualidad y las relaciones. Por ello he creado este espacio para hablar y compartir contigo lo que vivo y aprendo.

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Diana Garcés como responsable de Hablando de Sexo. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.